Es común que un cuerpo esté siempre sometido a la acción de dos o más fuerzas. Estas pueden ser clasificadas, según su dirección, en concurrentes y paralelas.

Decimos que dos o más fuerzas son concurrentes cuando la dirección de sus vectores o sus prolongaciones se cortan en al menos un punto. En otro caso estaremos hablando de fuerzas no concurrentes o paralelas.

Figura en la que se muestran dos casos de fuerzas concurrentes y no concurrentes o paralelas

La principal diferencia del estudio de fuerzas concurrentes o no concurrentes, es que si se aplican a cuerpos libres las primeras pueden provocar movimientos de traslación (el cuerpo se traslada a otro sitio), mientras que las segundas adicionalmente pueden producir movimientos de rotación (el cuerpo gira).

Ten presente que en este nivel nos trabajaremos principalmente con la aproximación de cuerpos puntuales (tienen toda su masa concentrada en un único punto). Esto quiere decir que, si hay más de una fuerza actuando sobre él, deberán ser necesariamente fuerzas concurrentes y podremos sumarlas.

Ficha de ejercicios resueltos

Aquí puedes poner a prueba lo que has aprendido en este apartado.

¿Fuerzas concurrentes o paralelas?

dificultad

Determina para cada uno de los dos casos, si se tratan de fuerzas concurrentes o no concurrentes (paralelas).

No hemos encontrado ninguna fórmula para este apartado. Si crees que se debe a un error, te agradecemos que nos informes.

Ficha de apartados relacionados

Este mismo apartado se encuentra desarrollado en otros niveles educativos. Si sus contenidos no se ajustan al nivel que buscas, prueba a visitar: